LECTURA RÍTMICA

Lectura rítmica es la primera serie de libros que autopubliqué en enero de 2011. Con un total de 5200 páginas aproximadamente, esta serie de de cinco volúmenes contiene cientos de ejercicios organizados por temáticas que te ayudarán a mejorar el ritmo sea cual sea tu instrumento.

Lectura rítmica - Serie de libros

¡Sígueme en redes!

Previous
Next

Estoy convencido de que tener ritmo es una habilidad como cualquier otra y que si se desea mejorarla, es imprescindible un estudio detallado y progresivo. Por este motivo, esta serie de libros dedicados exclusivamente a la lectura rítmica o bien, a la lectura del ritmo, resultan especialmente útiles para la práctica de nuevos ejercicios diarios. 

 

Aunque en ellos se trabajen figuras que podrían asociarse a distintos estilos musicales como el pop, rock o funk, por citar algunos, los diferentes ejercicios rítmicos no están pensados para ser fieles a un estilo concreto por lo que si deseas profundizar en ellos, debes acudir a libros especializados. Sin embargo, la serie de libros de lectura rítmica te serán de gran ayuda por dos motivos principales:

1) Mejoran tu capacidad de lectura ya que desde un primer momento aprendes a estudiar siguiendo patrones rítmicos no previsibles donde los puntos de reposo en la melodía y la armonía son distintos en cada caso. Mediante la repetición sistemática de las mismas figuras rítmicas aprenderás a interiorizar su sonoridad y a integrarlas en tu vocabulario. Recuerda que la naturalidad en la ejecución de un ejercicio rítmico nace de haber repetido dicho ejercicio muchas veces y con esta serie de libros lo podrás lograr.

2) Potencian la musicalidad y variedad en tu fraseo y/o acompañamiento ya que desde un primer momento haces que el ritmo sea un factor imprescindible. El ritmo, junto con la melodía y la armonía, es uno de los pilares básicos de la música. Todo tiene ritmo y debemos ser capaces de incorporarlo a nuestro instrumento. Cuantas más figuras tengamos en nuestro repertorio, mayor variedad y posibilidades podremos ofrecer.

A continuación te dejo un extracto del libro 1, 2 y 3 donde podrás practicar con algunos ejercicios de ritmo. Además, iré añadiendo algunos apuntes sobre teoría para que no se te escape nada. Si tuvieras alguna duda, puedes preguntarme directamente. Recuerda que en la página de Facebook subiré semanalmente ejercicios de ritmo para que pongas a prueba tus habilidades. ¡Te espero!

¿Quieres ejercicios de ritmo?

¡Compra los 5 libros por 40€!

Se te enviarán los cinco libros de lectura rítmica en PDF a tu cuenta de correo mediante un enlace de Wetransfer. ¡No te quedes sin tus ejemplares!

LIBRO 1 - PÁGINAS DE EJEMPLO

El libro 1, con un total de 655 páginas, está dedicado al compás cuaternario de subdivisión binaria, es decir, al 4/4. En este compás la figura unidad de tiempo (f.u.t) es la negra, que se subdivide en dos partes, es decir, en dos corcheas. Por este motivo se debe diferenciar entre división (número de tiempos) y subdivisión (número de partes en que se divide al pulso). A continuación te dejo algunas páginas de ejemplo para que puedas disfrutar de los primeros ejercicios de ritmo propuestos.

EL COMPÁS SIMPLE: DIVISIÓN Y SUBDIVISIÓN

El compás es un modelo según el cual agrupamos una sucesión constante de pulsos rítmicos. Los compases se pueden clasificar según el número de pulsos, es decir, según la división o tiempo. De esta manera, distinguiremos entre compases de división binaria (dos pulsos o tiempos), ternaria (tres pulsos o tiempos) o cuaternaria (cuatro pulsos o tiempos). 

Además, los compases se clasifican en simples o compuestos dependiendo del tipo de subdivisión, es decir, del número de partes en que subdividen al pulso o tiempo. De todos los compases simples posibles, nos centraremos en aquellos en los que la figura unidad de tiempo sea la negra por lo que la subdivisión será binaria, es decir, cada tiempo de negra se subdividirá en dos corcheas.

Por lo tanto, podemos encontrar compases binarios, ternarios y cuaternarios de subdivisión binaria, es decir, compases de dos, tres o cuatro tiempos donde cada uno de estos tiempos se subdivide en dos corcheas.

Lectura rítmica - División y subdivisión

ESCRITURA DEL COMPÁS SIMPLE

La notación de las figuras rítmicas de blanca, negra y corchea viene establecida por el número de partes en que dividen a la figura de redonda (cuatro tiempos), es decir, como una fracción de la misma, que representa la unidad (redonda = 1).

Como la figura de blanca dura dos tiempos, se necesitan dos blancas para completar el valor de la redonda (dos figuras de blanca suman el valor de una redonda), por lo que cada blanca = 1/2. Como la figura de negra es un tiempo, se necesitan cuatro negras para sumar el valor de una redonda así que negra = 1/4. Por último, como la corchea es la mitad de una negra y se necesitan ocho corcheas para sumar el valor de una redonda, así que corchea = 1/8.

Lectura rítmica - notas y fracciones

Por este motivo, el compás que verás en las partituras como 4/4 (cuatro por cuatro) es el resultado de multiplicar el número de tiempos (numerador) por el valor de cada tiempo (denominador), es decir, 4 x 1/4, dando como resultado un compás de cuatro tiempos con valor de negra. Análogamente para el compás de 3/4 y 2/4, que representarán compases de tres tiempos y dos tiempos de negra, respectivamente.

Recuerda que como estos compases son simples, si quisiéramos subdividir cada tiempo en partes más pequeñas, utilizaríamos dos corcheas.

Compases de ejemplo

LA SEMICORCHEA

La semicorchea es la figura que subdivide al pulso en cuatro partes iguales de manera que necesitamos cuatro figuras de semicorhcea para completar un tiempo. De ella se derivan seis figuras que son el resultado de combinar dichas semicorcheas con las figuras de corchea. Deberás tener en cuenta dos cosas:

1) La ligadura de prolongación suma el valor de una nota sobre la siguiente, es decir, prolonga su sonido. De esta manera, una negra ligada a una negra (negra + negra) dura lo mismo que una blanca; una corchea ligada a una corchea (corchea + corchea) dura lo mismo que una negra; y una semicorchea ligada a una semicorchea (semicorchea + semicorchea) dura lo mismo que una corchea. 

2) El puntillo aumenta a la nota la mitad de su valor original. Por lo tanto, una redonda con puntillo es igual que una redonda ligada a una blanca, una blanca con puntillo es igual a una blanca ligada a una negra, una negra con puntillo es igual a una negra ligada a una corchea y por último, una corchea con puntillo es igual a una corchea ligada a una semicorchea. 

Figuras de semicorchea

EL COMPÁS COMPUESTO: DIVISIÓN Y SUBDIVISIÓN

El libro 2, con un total de 510 páginas, está dedicado al compás de 12/8. A diferencia de los compases simples, los compases compuestos se caracterizan porque la figura unidad de tiempo se subdivide en tres partes. De todos los compases compuestos, nos centraremos en aquellos cuya figura unidad de tiempo sea la negra con puntillo, de manera que ésta se subdividirá en tres corcheas. En los siguientes ejemplos encontraremos compases binarios, ternarios y cuaternarios de subdivisión ternaria.

ESCRITURA DEL COMPÁS COMPUESTO

En el caso de los compases compuestos, el numerador indica el número de partes mientras que el denominador hace referencia a la figura. Por lo tanto, el compás de 12/8 es el resultado de multiplicar 12 x 1/8 (doce figuras con valor de corchea), encontrando así un compás de cuatro tiempos cuya figura unidad de tiempo es la negra con puntillo (tres corcheas).

Entonces, el compás de 12/8 es un compás cuaternario de subdivisión ternaria. Análogamente, encontramos los compases de 6/8 y 9/8, es decir, compases binarios y ternarios de subdivisión ternaria, respectivamente.

Nos damos cuenta de que la diferencia entre los compases simples (2/4, 3/4 y 4/4) y compuestos (6/8, 9/8 y 12/8) no está en la división (número de tiempos) sino en su subdivisión, es decir, en cuantas partes subdividen al pulso o a la figura unidad de tiempo.

Compases simples y compuestos

Para terminar, te mostraré las figuras rítmicas que trabajarás en el libro 2, basado en el compás de 12/8, es decir, el compás cuaternario de subdivisión ternaria.

Figuras subdivisión ternaria

RESUMEN DE COMPASES SIMPLES Y COMPUESTOS

A continuación, te dejo una tabla resumen con los compases simples y compuestos más habituales. Como puedes comprobar, en los compases compuestos la figura unidad de tiempo es igual a la del compás simple pero con un puntillo, ya que tendrá que subdividir al pulso en tres partes.  ¡Espero que te sirva de ayuda!

Tabla de compases

A continuación, puedes ver los compases de 4/4 y de 12/8, ambos de cuatro tiempos. Como ya sabes, la diferencia entre ellos se encuentra en la figura unidad de tiempo (plicas hacia arriba) y por lo tanto, en el número de partes (plicas hacia abajo) en que subdividen a la misma.

Compás simple de 4/4
Compás compuesto de 12/8

LIBRO 2 – PÁGINAS DE EJEMPLO

El libro 2 está dedicado al compás cuaternario de subdivisión ternaria, es decir, al 12/8. Como ya sabes, en este compás la figura unidad de tiempo (f.u.t) es la negra con puntillo, que se subdivide en tres partes, es decir, en tres corcheas. A continuación te dejo algunas páginas de ejemplo para que puedas disfrutar de los primeros ejercicios de ritmo propuestos.

FIGURAS IRREGULARES EN EL COMPÁS SIMPLE

Anteriormente comentamos que en los compases simples la figura unidad de tiempo (en nuestro caso la negra) se subdividía en dos partes, es decir, en dos corcheas. A continuación, veremos que el pulso se puede dividir, no sólo en dos partes, sino en 3 (tresillo), 5 (cinquillo), 6 (seisillo) y 7 (septillo) partes. Estas figuras se conocen como figuras irregulares y se trabajarán en el libro 3.

La manera de estudiar algunas de las figuras irregulares será con acentuaciones: cinquillo (3+2 y 2+3), seisillo (3+3 y 2+2+2) y septillo (2+2+3, 2+3+2 y 3+2+2). Los acentos pondrán mayor énfasis en algunas notas, agrupando la figura irregular en estructuras de dos o tres notas y de esta manera ayudar a su ejecución, como puedes ver a continuación:

Figuras irregulares

LIBRO 3 – PÁGINAS DE EJEMPLO

El libro 3, con un total de 795 páginas, está dedicado al estudio de las figuras irregulares en el compás de 4/4 y se trabajarán combinaciones de las figuras irregulares mostradas anteriormente. A continuación te dejo algunas páginas de ejemplo para que puedas disfrutar de los primeros ejercicios de ritmo propuestos.

Ahora que ya conoces la teoría, debes ponerte manos a la obra y practicar. Adquiere ya tu serie de libros de lectura rítmica con más de 5000 páginas de ejercicios para no dejar de mejorar diariamente. Tanto si eres profesor como autodidacta, en estos libros encontrarás cientos y cientos de propuestas para llevar el ritmo al máximo nivel. 

¡Compra los 5 libros por 40€!

Se te enviarán los cinco libros de lectura rítmica en PDF a tu cuenta de correo mediante un enlace de Wetransfer. ¡No te quedes sin tus ejemplares!

Lectura rítmica - Serie de libros

Escríbeme si tienes cualquier duda sobre los libros de LECTURA RÍTMICA. ¡Te espero!

¡Sígueme en redes!

¿Quieres compartir esta página?

Share on facebook
Share on email
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

¿QUIERES LEER TEXTOS SOBRE MÚSICA?

Ir arriba